1/31/2006

El padre del niño africano atropellado por un camioncete del Dakar exime de responsabilidad a los organizadores del rally



Tufo Press, 45 de agosto de 2006
– Ibrahím Pastrana, padre del niño africano que apareció en muy mal estado junto al charco donde iba a beber agua todos los días, ha confesado hoy que está orgulloso de que su hijo haya muerto atropellado por un camión del Dakar. El energúmeno preguntó que quién no sacrificaría a sus hijos en pro de una competición que ensalza la cultura africana y mejora la situación de sus paupérrimos conciudadanos, una situación que es miserable, pero muy merecida en el caso de los africanoides éstos, por ser negros u oscurillos de piel.


El mencionado niñato quedó hecho fosfatina al pasarle por encima el camión del conductor belga Vladimiro Le Carré, que pudo evitar el accidente pero rehusó desviarse porque en esos momentos esnifaba su cocaína de las tres y le venía mal y además para, según sus palabras, “educar a estos harapientos, que cada vez están más sucios y siempre están en medio, coj***es".


“Mi Abdula era un sol de niño”, cuenta Ibrahím Pastrana, “siempre me decía que de mayor quería que le atropellara alguien famoso como Marc Coma o Carlos Sáinz. Eran sus ídolos. Allá donde éste, estará feliz y contento, no como aquí abajo, que a veces no teníamos para comer nada más que caucho y plásticos de los desperdicios que va dejando el Dakar por nuestro país”, dice el moraco mientras besa con veneración las únicas reliquias que conserva de su hijo: el lóbulo derecho y un pedazo de clavícula.

Hay que añadir que Abdula Pastrana, vástago del moraco éste, fue inmediatamente arrestado después de muerto por obstruir la etapa decimotercera del rally Lisboa-Dakar. El juez francés Jacques de Sellos interroga en estos momentos a las tripas del niño, que se resisten a soltar prenda.


1 comentario:

  1. Lo del rally este es de escándalo. Mueren dos niños, un piloto (que se joda, que no hubiera ido, al menos él podía elegir...) y no se comenta para nada una posible suspensión de la competición o supresión perpetua.
    Yo es que no lo entiendo. Luego le tiran una moneda a un árbitro y le hacen una heridilla se lía la de Dios es Cristo. No quiero justificar ésto último pero en comparación con lo del Dakar, es calderilla.
    Venancio, este tipo de documentos no deberían estar en este blog sólamente, deberían ser vistos en el mundo, el país, Marca,.....

    ResponderEliminar